La Selección Española de Fútbol ha dado motivos de celebración a todo el país, con su victoria en el campeonato mundial de este deporte. Ha sido un acontecimiento de alcance internacional que ha levantado pasiones en todos los rincones de España.

A su regreso a casa, el lunes 12 de julio, los jugadores de “la Roja” lo celebraron con una cena en el Mesón Txistu de Madrid.

El momento culminante del evento llegó con el pastel de postres, coronado por una reproducción de la Copa del Mundo, y acompañado por cava Reserva de la Familia de Juvé y Camps.


Comparte este artículo